- Anuncio -spot_img
26.7 C
Villahermosa
spot_img
viernes, mayo 17, 2024

China podría prescindir de la tecnología occidental en el futuro próximo.

Must read

China podría dejar de necesitar la tecnología occidental, según un informe del diario japonés ‘The Japan Times’. El informe indica que, a medida que los EE.UU. y los Países Bajos imponen nuevas restricciones a las exportaciones de semiconductores y los equipos para fabricarlos, las empresas chinas están escalando puestos en la lista de las que más gastan del mundo en investigación y desarrollo. Si este ritmo continúa, es posible que las empresas chinas no necesiten la tecnología de Occidente en el futuro.

El autor del artículo señala que, hace cinco años, Huawei Investment & Holding, fabricante de infraestructuras y dispositivos móviles, ocupaba el sexto lugar en la lista de las 25 empresas que más gastan en I+D del mundo. Hoy, ByteDance, propietaria de TikTok, Tencent Holdings, propietaria de WeChat y gigante de juegos, así como Alibaba Group Holding, proveedor de comercio electrónico, pagos y computación en nube, se han unido a la lista. Las compañías chinas gastan tanto en investigación y desarrollo como las estadounidenses, europeas y japonesas, aunque no siempre publican informes detallados sobre la asignación de fondos para este ámbito.

A pesar de que el reciente aumento de los gastos en investigación y desarrollo no se corresponde con el crecimiento empresarial, según el autor, sugiere que quizá en el futuro el mayor gasto dé a Pekín una ventaja en la competencia con Washington. Aunque es demasiado pronto para saber si esto será cierto en el caso del auge de la I+D de los últimos años. Si es así, parece que EEUU y China están mejor posicionados para beneficiarse.

En los últimos años, muchas empresas mundiales han invertido cada vez más dinero en el campo de los «algoritmos y sistemas de inteligencia artificial». La inversión en I+D es fundamental para el desarrollo de la tecnología y la innovación, y China está apostando fuertemente por ella. En el futuro, es posible que las empresas chinas no necesiten la tecnología occidental para competir en el mercado global. La pregunta es: ¿Cómo afectará esto a la economía mundial y a la geopolítica global?

La tecnología es un factor clave en la competencia económica y política entre los Estados Unidos y China. La lucha por el liderazgo en el campo de la tecnología se ha intensificado en los últimos años, y la guerra comercial entre EE.UU. y China ha exacerbado aún más la situación. Las sanciones y restricciones impuestas por los EE.UU. y los Países Bajos a las empresas chinas en el campo de la tecnología han llevado a China a buscar soluciones locales.

La decisión de China de invertir en I+D y desarrollar su propia tecnología podría tener un impacto significativo en la economía mundial. Las empresas chinas ya están produciendo teléfonos móviles, ordenadores, coches y otros productos tecnológicos. En el futuro, es posible que estas empresas se conviertan en líderes mundiales en el campo de la tecnología, desplazando a las empresas occidentales.

Por otro lado, la decisión de China de desarrollar su propia tecnología también podría tener implicaciones políticas. La dependencia de la tecnología occidental ha sido una fuente de preocupación para los líderes chinos. La tecnología es considerada

More articles

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Latest article