martes, 18 de septiembre de 2018

AMLO se queja de medios chayoteros pero abandonó las "benditas redes sociales"



Por: Ignacio Rodríguez Ceballos

A pesar que de dientes para afuera sigue insistiendo en su discurso de "amor y paz", cada vez es más evidente que AMLO ya le empieza a hartar el hecho que los medios de comunicación comprados por Peña y los chayoteros desesperados porque se les termina el subsidio sigan desinformando sobre los temas de la transición. Y es que si uno escucha bien las declaraciones sobre la polémica "bancarrota" o el hecho que la reforma energética es un "fracaso", resulta muy claro que estas críticas, más que un reclamo al presidente saliente, están dirigidas a los medios de comunicación, analistas, conductores y columnistas, porque en la cara de los reporteros sentencia que los medios mexicanos callaron por 30 años mientras los neoliberales saquearon al país y lo llevaron a la ruina económica y social. No es para menos este reclamo, porque vaya que la prensa nacional ha tergiversado hasta el absurdo declaraciones de AMLO y sus proyectos de gobierno, provocando tormentas en vaso de agua como el tema de la licencia de Velasco o los "corazoncitos", y en temas importantes como el NAIM, la parcialidad a favor del aeropuerto de Texcoco es grotesca. Vaya, resulta increíble que los medios y periodistas de "prestigio" estén más que volcados a defender los sueldos de oro y las jubilaciones doradas de funcionarios de alto nivel, como sucede casi a diario en Imagen TV con Ciro Gómez Leyva, y casi ninguno de ellos defiende el plan de austeridad. En otras palabras, es como si nunca se hubiera acabado la campaña, pero con la diferencia que ahora AMLO ya tampoco tiene el apoyo incondicional de las "benditas redes sociales".

Aquí es donde anida uno de los principales problemas de AMLO en cuanto a comunicación política porque han decidido desmantelar el oneroso aparato de subsidios a medios y prensa, lo que se reconoce, pero no tienen con qué sustituirlo, ya que también el obradorismo abandonó por completo las redes sociales, que fueron el verdadero contrapeso de las prensa al servicio de Peña. Casi de inmediato que ganó AMLO, todas las redes sociales de MORENA se desmantelaron, desde la plataforma Abre Más los Ojos de Tatiana Clouthier hasta La Tanqueta de Antonio Attolinni, por decir algunas. Vaya, hasta el propio AMLO que a diario subía un video en YouTube, Facebook o Twitter para mantener una presencia permanente en redes sociales, sencillamente abandonó esta práctica. En otras palabras, aunque en gran medida AMLO ganó por las "benditas redes sociales", casi de inmediato las despreciaron. Hace como un mes, el youtuber más importante de izquierda, Campechaneando, se quejó precisamente de ésto; y si bien aquello provocó algunas entrevistas entre futuros miembros del gobierno con un grupo de youtubers, esto parece que fue solo una ocurrencia cortoplacista en lugar del inicio de una estrategia de largo plazo. 

Así, ahorita estamos en un momento tenso de la transición, donde AMLO ya le están empezando a pesar las críticas de una prensa totalmente en contra por las amenazas de recortes al chayote, pero sin un contrapeso efectivo en redes sociales, que es donde de manera natural se neutralizarían las mentiras y fake news que difunden a diario. Incluso, poco a poco en las redes sociales empiezan a surgir voces críticas al proyecto lopezobradorista de personajes muy vinculados a la izquierda, pero que por desatención absoluta del equipo de transición, que están muy ensimismados en "gobernar para adentro" con sus planes de austeridad pero no "gobernar para afuera", o sea con el pueblo, contribuyen a hacerle el caldo gordo a la prensa tradicional en sus ataques, como el tema de la licencia de Velasco, por ejemplo. Así, está muy bien el desmantelamiento del aparato corrupto de comunicación, pero ¿y qué va a llenar ese hueco? Porque lo cierto es que la mayoría de los medios de comunicación y los chayoteros seguirán ahí, con o sin subsidio, y si el futuro gobierno se va a enfrentar con ellos, pues obviamente necesita aliados que influyan en la opinión pública, en especial en las redes sociales, cuando menos para aclarar las mentiras que a diario van a estar propagando una prensa dolida por el recorte a los chayos.

Comentarios: elnacho1999@yahoo.com

No hay comentarios.:

Publicar un comentario